Leer como herramienta terapéutica

Posted on Posted in Psicología y cultura

La lectura es un recurso muy importante para nuestras vidas. Pero, ¿conoces los beneficios que tiene leer para tu calidad de vida? Estamos acostumbrados a ir al médico cuando nos duele la cabeza y que nos recete algún medicamento para calmar el dolor pero no es tan habitual que nos recomienden libros para leer y así, sentirnos mejor.

¿En qué consiste la Biblioterapia?

Se trata de una disciplina que utiliza como técnica terapéutica el vínculo de las personas con el contenido y la forma de los libros, asumiendo que la lectura tiene propiedades sanadoras. Suele ser combinada con la terapia a través de la escritura.

Las historias de otras vidas en las que se describen valores y actitudes pueden hacer que el lector encuentre sentidos que le aclaren y le sirvan de ayuda en su propia situación de vida.

Gracias a las descripciones de situaciones concretas, modo de actuar de los personajes, pensamientos, sentimientos, etc., la persona que está leyendo el libro puede sentirse identificada con los personajes o incluso aprender de ellos.

Cada vez son más los médicos y psicólogos que integran la biblioterapia como parte del tratamiento de sus pacientes.

Desde la psicología se está utilizando esta terapia con todo tipo de casos, como por ejemplo en duelo, depresión, autoestima, relaciones de pareja, adicciones, personas con conducta de riesgo o fibromialgia. Asimismo, se utiliza con personas que se “sienten perdidas” y buscan  sentido en sus vidas. Este recurso terapéutico además de ayudar a personas que tienen problemas físicos y/o psicológicos lo hace también en aquellos que busquen orientación psicológica para sentirse más seguros en alguna faceta de su vida.

Beneficios de la lectura

Algunos de los principales aspectos positivos que aporta la lectura a nuestras vidas son los siguientes:

  • Mejora el rendimiento de habilidades mentales como la memoria o la atención.
  • Ofrece seguridad y alivio en periodos de pérdida de autonomía.
  • Ayuda a conocer otras culturas y otros puntos de vista diferentes al propio.
  • En ocasiones, la biblioterapia se lleva a cabo de manera grupal, lo que genera interacción entre personas.
  • Favorece la reflexión.
  • Mejora las habilidades comunicativas. A  través de la lectura se aprenden palabras nuevas y formas de expresión, esto puede hacer que nos sintamos más seguros a la hora de hablar.
  • Desarrolla la inteligencia, pues es cada persona la que tiene que hacer el ejercicio de interpretar aquello que está leyendo.
  • Leer reduce tensiones.
  • Hace que nos sintamos “acompañados” cuando nos identificamos mucho con los personajes. Por ejemplo, una niña que ha perdido a su madre y se encuentra en duelo, la lectura de historias donde se describa una situación parecida ayudaría a que esa niña se sienta identificada con el personaje del libro y pueda sentirse menos sola.

Como vemos son muchos los beneficios que aporta la lectura a la terapia, aunque es importante combinarla con otras técnicas.

Recomendaciones a tener en cuenta

Para que la lectura terapéutica tenga éxito es importante considerar varios puntos:

  • La bibliografía: debe ser adecuada para el momento vital que atraviesa el paciente. Debe verse reflejado el problema y las soluciones al mismo, aunque cada lector haga su interpretación individual.
  • El paciente: debe saber leer y tener habilidades de lectura para poder comprender lo que está leyendo.
  • El terapeuta: necesita estar muy actualizado en cuanto a publicaciones que puedan resultar útiles para las distintas intervenciones. Debe saber determinar las necesidades individuales del lector, seleccionando una lectura adecuada tanto al problema como a las capacidades del usuario.

En definitiva, son numerosos los beneficios que aporta la lectura a nuestras vidas tanto para nuestro enriquecimiento intelectual como para nuestra salud física y mental, teniendo en cuenta la importancia de adaptar el tipo de lectura a la edad del lector y atendiendo al momento de la vida en que éste se encuentra y a su problemática.

La lectura de un buen libro es un diálogo incesante en que el libro habla y el  alma contesta
André Maurois (26-7-1885, Elbeuf, Francia – 9/10/1967, Neuilly-sur-Seine, Francia). Fue el seudónimo de Émile Herzog, novelista y ensayista francés.
Natalia Correa Flores, Psicóloga en Aesthesis- Psicólogos Madrid
Referencias:

Es.wikipedia.org. (2016). Biblioterapia. Recuperado el 20 de abril de 2016 del sitio web https://es.wikipedia.org/wiki/Biblioterapia

Lectura en hospitales Fundalectura. (2016). Fundalectura.org. Recuperado el 20 de Abril de 2016 del sitio web:

http://www.fundalectura.org/?module=proyecto&ms=31

Martínez, L. (2013). La biblioterapia: un instrumento social – BiblogTecarios. Recuperado el 20 de abril de 2016 del sitio web http://www.biblogtecarios.es/lauramartinez/la-biblioterapia-un-instrumento-social/

Sánchez, J. (2016). La lectura como terapia.- Javier Sánchez Sánchez. Stecyl.es. Recuperado el 20 de abril de 2016 del sitio web: http://www.stecyl.es/Opinion/050303_op_JSS_lectura_terapia.htm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *