Juan Huarte de San Juan, Patrón de la Psicología en España

Posted on Posted in Psicología y Cultura

Juan Huarte de Sana Juan, Patron de la Psicologia en España

¿Quién fue Juan Huarte de San Juan?

Juan Huarte de San Juan (San Juan Pie de Puerto, Francia, 1530, Linares, España, 1588), fue un prestigioso médico y filósofo español del Renacimiento, autor del tratado «Examen de Ingenios para las Ciencias«, en el que puso en relación la morfología y la fisiología del cerebro con las capacidades psíquicas de las personas.

San Juan Pie de Puerto, su ciudad natal, en el momento de su nacimiento pertenecía al Reino de Navarra, de ahí su origen español. Se conocen pocos datos acerca de su vida, pero se sabe que por las disputas entre los reinos de Francia y Navarra, y por ser su familia fiel a la fé católica (frente al auge del Calvinismo en Francia), siendo muy  joven, su familia emigró a Baeza. Allí llegó a estudiar Humanidades y Filosofía en la Universidad de Baeza, fundada por san Juan de Ávila (1500-1569). Con el nombre de Juan de San Juan de Baeza, según apunta la Real Academia de Historia, figura en los registros de la Universidad de Alcalá de Henares, donde estudió Medicina entre 1552 y 1558. En 1572 fue nombrado «Médico de la Ciudad» por el Concejo de Baeza. 

En 1575 publicó su libro, cuyo título completo fue: «Examen de ingenios para las sciencias donde se muestra la differencia de las habilidades que hay en los hombres y el genero de letras que a cada uno corresponde en particular. Es obra donde el que leyere con attencion hallara la manera de su ingenio y savra escoger la sciencia en que mas a de aprender: y si por vêtura la uviere ya professado, entendera si atino a la que pedia su habilidad natural. Compuesta por el Doctor Juan Huarte de sant Juan, natural de San Iuan del Pie del Puerto». La obra tuvo un éxito rotundo en toda Europa, no sólo en España, y en pocos años se tradujo al latín, al francés, al italiano, al inglés y al holandés, posteriormente se traduciría también al alemán. Las numerosas reediciones y traducciones del libro confirman que obtuvo un gran reconocimiento en la época.

Sin embargo, una denuncia del doctor Petrel, de la Universidad de Baeza y comisario del Santo Oficio, hizo inscribir el «Examen de Ingenios para las Ciencias», en el «Índice de los libros prohibidos», la relación de libros prohibidos por la Inquisición española, y luego en el «Expurgatorio»,  los libros que contenían partes herejes que había que «expurgar».  Paradójicamente, este hecho, incrementó aún más el interés por la obra de los pensadores humanistas del resto de Europa. Juan Huarte preparó la edición expurgada (es decir, omitiendo todo lo que el Santo Oficio consideraba herejía),  pero  la publicaría su hijo, Luis Duarte, seis años después de su muerte, en 1594.

Examen de Ingenios para las Ciencias

Tal como indica el título, la obra pretendía demostrar la existencia de una correlación entre la forma del cerebro y el tipo de inteligencia que cada persona manifiesta. Según este supuesto, el estudio de la estructura cerebral permitiría establecer una tipología de capacidades psíquicas (llamadas por él “ingenios”) en función de la cual se podría deducir cuál es la ciencia o profesión para la que cada individuo está más capacitado.

En palabras del propio Huarte: «Cuatro condiciones ha de tener el celebro para que el ánima racional pueda con él hacer cómodamente las obras que son de entendimiento y prudencia. La primera, es buena compostura; la segunda, que sus partes estén bien unidas; la tercera, que el calor no exceda a la frialdad, ni la humidad a la sequedad; la cuarta, que la sustancia esté compuesta de partes sutiles y muy delicadas«.

En la práctica, el principio de justicia distributiva contribuiría a optimizar el desarrollo de la inteligencia: «Esto que tengo dicho, a lo menos, no se puede negar, sino que hay ingenios determinados para una ciencia, los cuales para otra son disparatados. Y, por tanto, conviene, antes que el muchacho se ponga a estudiar, descubrirle la manera de su ingenio y ver cuál de las ciencias viene bien con su habilidad«.

Afirmaba Juan Huarte de San Juan que una aplicación continuada de su teoría derivaría en un mayor aprovechamiento de la formación de las sociedades, que pronto se beneficiarían de un sistema de educación eficaz. Sus observaciones no se limitaban a la constitución física del cerebro, sino que además valoraba como posibles condicionantes del desarrollo de las habilidades y personalidad del adulto factores tales como el crecimiento, la educación, los agentes económicos y sociales, el clima, la alimentación del niño… 

Nos hallamos, pues, ante una de las primeras teorías organicistas, muy revolucionaria para el pensamiento de la época, según la cual la inteligencia podría ser medida y analizada en base a la fisionomía, valorando múltiples condicionantes en el desarrollo de habilidades. Por este motivo, Juan de Huarte ha sido considerado el precursor de la psicología aplicada, la psicología diferencial, la neuropsicología y la orientación profesional.

En el año 1983, los decanos de las Facultades de Psicología eligieron a Juan Huarte de San Juan como Patrón de la Psicología en España. Su fiesta se celebra el 24 de febrero, fecha de la publicación de su Examen de Ingenios para las Ciencias.

Susana GP, psicóloga en Aesthesis Psicólogos Madrid

Bibliografía recomendada:

  • Jean Garrabé de Lara (s.f.), Juan Huarte de San Juan, Real Academia de la Historia (España). Consultado el 18/02/2020 en el sitio web: http://dbe.rah.es/biografias/12274/juan-huarte-de-san-juan
  • Juan Huarte de San Juan (1575, Ed.1991). Examen de ingenios para las ciencias, Madrid, Espasa Calpe, Ed. 1991.
  • Luis García Vega, José Moya Santoyo (1991). Juan Huarte San Juan, patrón de la Psicología Española, Madrid, Ediciones Académicas.